LOS CABALLOS LUSITANOS EN EL BRASIL

Septiembre 2010

Por: Samuel Cabrera

En el pasado mes de septiembre estuvimos Ricardo Cabal, Alejandro Henao y yo visitando por quinto año consecutivo a los criadores de caballos lusitanos en Brasil. Recorrimos en carro 4.000 km durante nueve días y cada vez que regreso llego más impresionado. El mercado del caballo lusitano es un mercado equino totalmente vigente y latente. Esto quiere decir que hay mercado (interno o externo) para casi el total de la producción equina.

En parte se origina en la gran capacidad adquisitiva del caballista aficionado. Esto les permite hacer considerables inversiones en cría, levante, monta y presentación de animales lo cual hace que la raza tenga mucho despliegue con los brasileros y con aficionados de otras partes del mundo. Coincidencialmente, hay varios criadores tales como Ilha Verde y Villa do Retiro que son publicistas y vendedores expertos que saben posicionar su producto. También se publican revistas y hay por lo menos 20 páginas en Internet de criadores de caballos lusitanos.

Todo esto genera un enorme goodwill para la raza y se celebran varios festivales, concursos y subastas. Llegan compradores de todas partes del mundo y se exportan anualmente más de cien animales a países tales como Estados Unidos, México, Australia, Alemania y Ecuador. También existe una base de jinetes doméstica que requiere de animales para su monta tanto a nivel aficionado como a nivel profesional. Es importante tener en cuenta que el equipo olímpico de dressage Brasilero está compuesto enteramente por caballos lusitanos.

Por último, todos los años aparecen 3 o 4 criadores nuevos los cuales inmediatamente empiezan a comprar yeguas, potros, potras y sementales. Estos criadores con gran entusiasmo y rapidez adquieren propiedades, contratan palafreneros, jinetes, veterinarios, construyen pesebreras y picaderos. Hay mucha información y opciones por lo cual se vuelve dinámico el mercado.

En esta ocasión específica centramos nuestro viaje alrededor de dos eventos. El primero fue la subasta realizada por nuestros amigos del criadero Haras Iannoni. Después de 20 años de selección este criadero realizó su primera subasta. Todas estas subastas son eventos espectaculares que cuentan con la participación de cientos de personas. Hay música y el anfitrión ofrece comida y bebidas durante todo el certamen. Un evento de esta magnitud puede costar decenas de miles de dólares y muchos cuentan con patrocinios del sector empresarial. Este día, la familia Iannoni también organizó la I Copa Haras Iannoni de Adiestramiento que contó con masiva participación de jinetes y criaderos.

Los resultados de la subasta fueron los siguientes: se ofertaron 35 lotes y las ventas totales ascendieron a $918.000 reales (aproximadamente UsD $517,000) para una media de $26.229 reales (aproximadamente UsD $15,429). Se vendieron caballos montados, yeguas vacías, preñadas y paridas. Al mayor comprador le regalaron un carro marca FIAT y el segundo comprador tiene derecho a escoger entre un viaje a Las Vegas o Paris.

Es muy importante señalar que hay un mecanismo que facilita mucho las transacciones en Brasil y es el pago en “parcelas”. Se entiende que cualquier animal de casi cualquier raza y en casi cualquier evento y/o negociación se puede adquirir en cuotas mensuales acordadas entre las partes sin generar intereses. Para la subasta de Haras Iannoni se aceptaban hasta 30 cuotas. Se pagaban 2 cuotas el primer y segundo mes, y posteriormente una cuota mensual durante 26 meses.

El segundo evento que motivó nuestra visita, es que en Brasil se aproxima la primavera y empiezan a nacer los potros de la generación letra “F” y tenía curiosidad de conocer los productos de Haras LS, Nico Lusitanos, Coudelaria Nossa Senhora de Fátima, Haras IGS y especialmente Fazenda Santana. Este último porque es el criadero que cuenta con el famoso semental Solar dos Pinhais, caballo mejorador de raza y con grandes promedios de calidad en todos sus hijos.

A pesar que los criadores tienen criterios diferentes en cuanto a la forma de obtener sus objetivos está claro que la mayoría están enfocados en tratar de sacar caballos más grandes, más fuertes, con movimientos más correctos para el dressage y con pasadas más amplias. Adicionalmente a esto, la diversidad de capas es un atractivo comercial que determina parte del proceso de selección.

Dado el alto número de yeguas que tienen los criadores –que pueden variar entre 12 que es el criador más pequeño hasta Interagro que cuenta con más de 150 y es el criador más grande del mundo– entonces se facilita hacer una selección ya que sin un volumen mínimo se dificulta hacerlo.

El resumen de mi visita a estos criadores es que en su mayoría se observa un incremento en número de crías, mayores tallas y mayor oferta en variedades de capa. Como nosotros igualmente somos criadores tenemos algunos criterios que varían y obviamente preferimos unos sobre otros. Lo que sí es inobjetable es que Brasil es un modelo para seguir en el fomento de los caballos de pura sangre lusitano.

¡ESPERE NUESTRA PROXIMA EDICION!
Si tiene sugerencias o noticias compártalas con nosotros vía mail a: [email protected] o al (315) 566-6492, (300) 617-1709 o nuestro Telefax (2) 893-2599